Cómo usar el Limón para el Mal Aliento

El mal aliento es un síntoma de varias dolencias, como problemas hepáticos o mala digestión. ¿Cómo puede resolverse el problema sin productos farmacéuticos o recetados?

limón para el mal aliento

Cómo usar el Limón para el Mal Aliento

Una vez más, podemos confiar en nuestras abuelas para un par de soluciones simples y verdaderamente efectivas.

Remedios con Limón para el Mal Aliento

Aquí te doy algunos remedios con limón que pueden ayudarte:

  1. Toma una hoja fresca o seca de menta silvestre, vierte 2 gotas de jugo de limón y masticala. Te refrescará la boca y te ayudará a digerir mejor.
  2. Preparar una infusión de anís y zumo de limón.
  3. Toma un puñado de polvo de semillas de anís verde y deja reposar durante 4 horas en un tazón pequeño con agua fría y 10 cucharadas de jugo de limón Limmi. Filtralo y úsalo para enjuagarte la boca antes del desayuno por la mañana, por la tarde (entre las comidas) y por la noche antes de acostarte.

Un remedio adicional sencillo:

Un vaso de agua mezclado con 5 cucharadas de jugo de Limmi Limón y una pizca de sal. Usa esta solución para hacer gárgaras y matar legiones de bacterias.

Esto te puede interesar: Cómo desaparecer el Mal Aliento para siempre.

Jugo de limón para el Mal Aliento

El jugo de limón neutraliza el pH ácido excesivo: cuando el jugo de limón ingresa a tu cuerpo, se ioniza fácilmente para proporcionar un fuerte efecto alcalino en el metabolismo interno del cuerpo.

Por lo tanto, puede eliminar los residuos ácidos de la boca para controlar el crecimiento de bacterias.

  • Mejora la salud intestinal: Cuando toma agua tibia de limón por la mañana, inicia el metabolismo de tu cuerpo.
  • Estimula el flujo de jugos digestivos para mejorar la digestión y aumentar el metabolismo del cuerpo. Además, proporciona pectina (un tipo de fibra soluble) para aliviar el estreñimiento. Es una bebida natural ideal para mantener el equilibrio de las bacterias en tu intestino, ya que no permite que se acumulen bacterias malas.
  • Refresca tu aliento: Limón, al ser una fruta cítrica, te brinda un fuerte sabor refrescante a tu boca.

Cómo usar el Limón para el Mal Aliento

1. Beber el agua de limón

Exprime un limón de tamaño completo en 2 tazas (16 onzas) de agua. Tu agua de limón está lista. Mantenlo en la nevera. Bebe esta agua de limón antes de las comidas, el almuerzo y la cena, para promover la digestión y aumentar el metabolismo del cuerpo.

Además, haz gárgaras con esta agua de limón después de las comidas para eliminar las partículas de alimentos restantes y mantener el pH alcalino oral.

2. Chupar caramelos de limón

A veces, el dentista sugiere chupar caramelos sin azúcar para superar la boca seca, ya que chupar caramelos estimula la producción de saliva y limpia las partículas de alimentos restantes. Para eso, los caramelos de jugo de limón pueden ser una muy buena opción.

Agrega una parte de jugo de limón exprimido y cuatro partes de agua en cada compartimiento de la bandeja de cubitos de hielo. Puedes agregar una pizca de canela en polvo en cada compartimiento para mejorar el sabor y los beneficios.

Mira aquí: Qué plantas sirven para el Mal Aliento.

Simplemente coloca la bandeja en el congelador y tus dulces de limón están listos. Solo chupa un caramelo cuando quieras. La gente generalmente prefiere chupar dulces después de las comidas.

Ajusta la acidez de los dulces con más o menos jugo de limón según el gusto.

 

Si te gustó este artículo no olvides compartirlo!

 

> ¿Problemas con el Mal Aliento? Conoce el Mejor Método para ponerle Fin al Mal Aliento. Click Aquí <